lunes, 17 de agosto de 2015

Las mentiras tienen las patas muy cortas.

Ten cuidado con las mentiras, las mentiras tarde o temprano se descubren.
Y cuando se hace, ya no se puede echar marcha atrás.

Gracias a las mentiras, puedes perder a alguien para siempre.
¿Realmente te vale más mentir que conservar a una persona?
Una persona que estaba dispuesta a perdonar y olvidar todo por ti,
porque ella en el fondo si te quería.

Antes de hacerlo, piénsalo. Y si tienes el valor de mentir,
también ten la valentía de admitirlo.

Share:

0 comentarios:

Publicar un comentario